Siempre he querido hacer esto, y la verdad es que nunca he sabido como empezar…
Desde hace ya unos años, y cada día me sucede más, escucho la voz de mi padre cuando les hablo a mis hijos. No me refiero solo a frases concretas de padres del estilo “no llegues más tarde de tal hora” o “pórtate bien en clase”. Me refiero a la actitud con la que siempre nos ha hablado mi padre a mi y a mis hermanos. Creo que gran parte de mi carácter, de mi forma de ser, mi sentido del humor, mis intereses, mis valores y en definitiva quien soy, es herencia directa de mis padres y de su forma de tratarnos. Si tuviera que enumerar la cantidad de cosas que soy, y que sé hacer gracias a mi padre, podría hacer una lista que se me antoja interminable.

Por ello, he decidido agradecerle a mi padre su educación, y todo lo que me ha enseñado, participando en la campaña organizada por la tienda de electrodomésticos y tecnología Worten, con motivo del día del padre, en la que cada uno, puede nominar a su padre a través Facebook o Twitter utilizando los hashtags: #NominoAMiPadre y #GrandesMomentos y así participar en el sorteo de diferentes premios (bases aquí).

Aprovecho pues para nominar a mi padre como el mejor padre del mundo y dejo aquí constancia de algunos #GrandesMomentos:

  • Nomino a mi padre, por descubrirme con su arte, mi pasión por dibujar.
  • Nomino a mi padre, por animarme a cantar y sonreir frente a las dificultades.
  • Nomino a mi padre, por apuntarme desde bien pequeño a los Scouts, donde sin duda, he pasado algunas de las mejores experiencias de mi vida.
  • Nomino a mi padre, por enseñarme a resolver los problemas por mi mismo.
  • Nomino a mi padre, por enseñarme a instalar focos en el techo.
  • Nomino a mi padre, por enseñarme a utilizar las acuarelas.
  • Nomino a mi padre, por comprarnos nuestro primer Spectrum. (Desde niño quise tener una empresa en la que se trabajara con ordenadores)
  • Nomino a mi padre, por socorrerme por las noches cuando me daban calambres en las piernas.
  • Nomino a mi padre, por ayudarme a terminar la última asignatura de la carrera cuando ya era padre de mis dos hijos y más difícil me lo veía.
  • Nomino a mi padre, por no dejar nunca de enseñarme cosas. ¿Habrá algo que no sepa mi padre?

 

Como he dicho antes, podría seguir nominando a mi padre por miles de cosas, y ningún premio, sería digno de mostrar todo mi agradecimiento y admiración que siento hacia él. Aun así, señores y señoras de Worten, pienso, que si algún padre es merecedor de ganar este concurso, sin lugar a duda es el mío:

#NominoAMiPadre por descubrirme con su arte y paciencia mi pasión por dibujar.

 

#Nomino a mi padre por ayudarme a terminar la última asignatura de la carrera cuando ya era padre de mis dos hijos y más difícil me lo veía.

 

Pd: Papi, si gano el concurso, el “horno multifunción Whirlpool” o la “máquina Cortapelo BaByliss” son para ti 😉 .

Te quiere mucho tu hijo Rafa.